Ministros de Cultura de Iberoamérica aprueban agenda para fortalecer el acceso democrático al libro, presentada por Cerlalc y Segib

 

Durante los días 3 y 4 de mayo, se celebró en La Antigua, Guatemala, la XIX Conferencia Iberoamericana de Ministros de Cultura, una de las reuniones ministeriales preparatorias de la XXVI Cumbre Iberoamericana de Jefes de Estado y de Gobierno. En el evento se dieron cita representantes de los veintidós países iberoamericanos para abordar la articulación de la cultura con la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, entendida como un eje transversal a los ámbitos social, económico y ambiental.

En la Conferencia, el Cerlalc y la Segib presentaron ante los ministros de cultura de iberoamérica una propuesta con acciones que contribuyan a fortalecer el acceso democrático al libro en la región. La agenda propone una defensa de los pequeños editores como parte vital del ecosistema del libro e incluye una petición a los gobiernos para que suscriban convenios para bajar los costos del transporte de libros entre los países de la región. También recomienda entablar un diálogo con las autoridades aduaneras de cada uno de los países que conduzca a agilizar los trámites y eliminar trabas paraarancelarias.

En la Declaración resultante, las autoridades de cultura acordaron “Promover la agenda de acceso democrático al libro, la lectura y escritura”. Los ministros suscribieron el Consenso de la Antigua, Guatemala, hacia una Agenda de Acceso Democrático al Libro, la Lectura y la Escritura, documento escrito por el asesor Gonzalo Castellanos para el Cerlalc.

Documentos relacionados:

Declaración de la XIX Conferencia Iberoamericana de Ministros de Cultura

https://www.segib.org/wp-content/uploads/Declaratoria-Ministros-de-Cultura-2018.pdf

 

Consenso de la Antigua, Guatemala, hacia una Agenda de Acceso Democrático al Libro, la Lectura y la Escritura

https://www.segib.org/wp-content/uploads/Agenda-Libro-Consenso-ES.pdf

 

Agenda para reforzar el acceso democrático al libro, la lectura y la escritura

https://www.segib.org/wp-content/uploads/Agenda-Libro-Memoria-Justificativa-ES.pdf

Se prepara el primer piloto de las pruebas Erce

 

Especialistas en evaluación educativa se reunieron en Santo Domingo para coordinar la aplicación del Estudio Regional Comparativo y Explicativo (Erce) en su versión para Cuba, México y República Dominicana. Con el fin de asegurar el éxito de la aplicación, equipos de estos tres países asistieron a un taller de profundización de los procedimientos de captura y verificación de datos.

Erce, aplicado por la Unesco con la coordinación del Laboratorio Latinoamericano de Evaluación de la Calidad de la Educación (Llece), es el estudio educativo a gran escala más importante de Latinoamérica. El estudio se diferencia de otras pruebas, como las Pisa, porque además de evaluar el aprendizaje de los estudiantes en distintas áreas, identifica factores asociados y de contexto que pueden intervenir en el proceso educativo de los estudiantes.

La cuarta versión del estudio, que se aplicará en dieciocho países de Latinoamérica y el Caribe en 2019, evaluará las competencias en lenguaje, matemáticas y ciencias dentro del ciclo de educación básica (primaria y secundaria) y brindará un diagnóstico para cada país participante.

Desafíos y oportunidades para las Agencias Nacionales ISBN en Iberoamérica

 

Por: Diana Cifuentes Gómez  y Yenny Chaverra

El Cerlalc, como parte de las investigaciones adelantadas en su Programa Técnico 2016-2017 y con el objetivo de contar con un diagnóstico del estado actual de las agencias ISBN en Iberoamérica, nos propuso desarrollar el estudio Panorama de las Agencias Nacionales de Iberoamérica en el que ofrecemos información sobre la evolución del sistema ISBN y su situación en la región. Se trata de un análisis detallado de las agencias de los países miembros del Cerlalc, de acuerdo a sus condiciones institucionales, técnicas y administrativas, a la vez que revisa las oportunidades de mejora y los retos que enfrentan dichas organizaciones en el trámite del ISBN y en la implementación de servicios complementarios para el sector editorial de la región.

La finalidad del estudio es formular una serie de recomendaciones —conforme al perfil y capacidad instalada de estas organizaciones, así como al tamaño y participación en el mercado regional del libro— que permitan distinguir y priorizar las necesidades que deben ser atendidas para alcanzar, por un lado, la nivelación y optimización en la prestación del servicio a los usuarios del ISBN y, por otro, el desarrollo de estrategias que dinamicen la relación de la agencias con el universo del libro y que exploren una diversificación en la oferta de sus servicios, como parte de su sostenibilidad.

Presentamos a continuación algunos de los hallazgos de la investigación, así como las recomendaciones formuladas, que pueden consultarse más ampliamente en la publicación Panorama de las Agencias Nacionales del ISBN de Iberoamérica. Diagnóstico y recomendaciones para su fortalecimiento.

En el mundo existen más de 150 agencias a cargo del sistema ISBN con cobertura en más de 200 territorios (Agencia Internacional ISBN 2017). De estas 150 agencias, 21 están en Iberoamérica y se dividen en dos grandes grupos: las que son operadas por instituciones de carácter público a cargo de la cultura (62%) y aquellas que pertenecen a agremiaciones privadas sin ánimo de lucro del sector editorial (38%). La mayoría de las agencias de carácter público se encuentran ubicadas en las bibliotecas nacionales del país. Al ser sin ánimo de lucro, estas instituciones se enfocan en asegurar la buena prestación del servicio en cada una de sus fases (solicitud, asignación, pago), en acciones encaminadas a que el sistema ISBN sea conocido y apropiado por el sector (capacitaciones, tutoriales, manuales, asesorías personalizadas) y, en casos particulares, en generar recursos complementarios de utilidad para el mercado editorial (informes estadísticos y del mercado del libro y catálogos nacionales).

Este perfil de las Agencias Nacionales ISBN en Iberoamérica es extensivo a la mayor parte de las agencias en el mundo. No obstante, si revisamos mercados editoriales representativos a nivel internacional, como en el caso de los Estados Unidos (que ocupa el primer lugar, con una participación del 30% en la venta de libros a nivel mundial), Alemania (en el tercer lugar, con un 9% de la participación) y Reino Unido (con un 4%, compartiendo posición con Francia), [1] nos encontramos con un perfil de Agencias Nacionales operadas por empresas con propósitos comerciales, donde la gestión del sistema ISBN va ligada a una oferta heterogénea de soluciones para diversos agentes del universo del libro (bibliotecas, autores-editores, autores, editoriales grandes e independientes, minoristas, libreros, tiendas en línea). Además, estas agencias encuentran en los metadatos, las bases de datos y los sistemas de información, análisis y medición sofisticados tanto de las publicaciones como del sector su mayor activo para diseñar, desarrollar y ofrecer una variada gama de productos a la medida de los agentes del mercado editorial.

Las 21 agencias ISBN de los países iberoamericanos miembros del Cerlalc realizaron un total de 325.485 registros en el 2016; de los cuales el 59,8% se expidieron en agencias ubicadas en agremiaciones y el 40,2% restante en entidades del Estado. Este mayor número de registros en las instituciones privadas se debe al gran peso que tienen España y Portugal, cuyas agencias se encuentran dentro de la Federación de Gremios de Editores de España y la Asociación Portuguesa de Editores y Libreros, respectivamente. Estas dos agencias agrupan alrededor del 70% de los registros provenientes de las agencias ISBN ubicadas en el sector privado. En el caso de América Latina, el 68% de los registros son realizados por agencias del sector público, versus el 32% de registros elaborados en agencias ubicadas en las agremiaciones.

 

Con relación a la productividad de las agencias en la región, esta depende de varios factores. En primer lugar, está limitada por la demanda, esto es, depende de la cantidad total de registros solicitada en el país anualmente y, por lo tanto, hay agencias en donde la capacidad de atención del personal es superior a la de la demanda de registros. El segundo factor corresponde a las diferencias en el grado de sistematización de las agencias. Existen agencias con un mayor grado de automatización del trámite del ISBN en toda su cadena (como es el caso de la agencia española con 86.000 registros en el 2016), que están en capacidad de atender con un menor número de empleados la demanda del ISBN, en comparación con aquellas que tienen un número de solicitudes similares (caso Brasil, con alrededor de 80.000 registros al año) que, al no tener el flujo del trámite totalmente automatizado, requieren de más empleados para cubrir la demanda anual.

Con el fin de presentar un análisis del estado de las agencias en la región y de formular oportunidades de mejora frente a la operación de las mismas tanto en el trámite de asignación del ISBN como en los servicios complementarios —que se derivan básicamente del aprovechamiento de los metadatos— se aplicó una encuesta diseñada especialmente para las Agencias Nacionales ISBN (la cual contestaron 18 agencias) y otra desarrollada para editoriales y usuarios del servicio. También se consultaron algunas fuentes secundarias y se analizó el contenido de las páginas web de las agencias objeto de la investigación. A partir de la sistematización de la información obtenida realizamos un análisis DOFA de aquellos aspectos internos de la operación de las agencias que consideraban sus fortalezas y debilidades, así como las oportunidades y amenazas percibidas desde el exterior.

La mayoría de las agencias identificó entre sus principales fortalezas el contar con personal competente con conocimientos técnicos sobre el funcionamiento del sistema, la rapidez en la atribución de solicitudes y la atención al público. Algunas agencias perciben como fortalezas actividades que corresponden a los que deben ser estándares básicos de funcionamiento de la agencia: contar con un sistema en línea, brindar códigos de barras para las publicaciones, contar con equipo informático suficiente o poder participar en las reuniones internacionales convocadas por el Cerlalc. En cuanto a las debilidades, estas se relacionan con la falta de presupuesto, personal y necesidad de actualización del software RISBN. Este último punto se debe a que la versión 5.2 del software ISBN no cuenta con los estándares internacionales de manejo de metadatos o de categorización de materias. Sin embargo, este problema quedará superado a lo largo de este 2018, una vez las agencias instalen la versión 5.3 que el Cerlalc ha desarrollado.

Las principales oportunidades encontradas por las agencias tienen que ver sobre todo con el crecimiento del sector. En la medida en que los sectores editoriales de los países sean más grandes y maduros tendrán una demanda creciente de identificadores y habrá un aumento en diferentes formatos digitales. Otras oportunidades están relacionadas con identificar nuevos usuarios del ISBN, desarrollar nuevas actividades o implementar productos que permitan brindar al editor mayor visibilidad de sus publicaciones y buscar una mayor cohesión con los diferentes agentes del sector editorial. Finalmente, las amenazas percibidas están relacionadas con factores macroeconómicos y reducciones presupuestales en el sector gubernamental.

El hecho de que las agencias operen dentro del sector público o en agremiaciones del sector privado genera una perspectiva de desarrollo particular con respecto a los alcances de las actividades realizadas por las agencias y la posible ampliación de sus servicios ya que, en general, las empresas que no persiguen un objetivo económico tienen gestiones menos desarrolladas en lo que se refiere a las actividades de visibilización y mercadeo, así como en las relacionadas con la gestión comercial (Crespo Ferrer, 2011); aunque esto no quiere decir que no puedan tener una excelente oferta de servicios y un diálogo permanente con sus usuarios que les permita implementar nuevas funcionalidades en respuesta a sus necesidades.

Varias agencias prevén ofrecer en el futuro una mayor cantidad de servicios y un conjunto de procesos tecnológicos para sus usuarios, sin que medie necesariamente un interés por incrementar los ingresos o generar márgenes de utilidad. Lo que se busca a través de la ampliación de sus actividades es brindar un mejor servicio y optimizar las herramientas tecnológicas para que los usuarios puedan mejorar sus labores comerciales y la gestión de sus procesos de información. Las agencias que hacen parte de los organismos públicos de cultura cuentan por lo general con presupuestos, recursos tecnológicos y logísticos mucho más reducidos que los de sus pares ubicados en instituciones privadas. Como consecuencia, pocas de ellas prevén ampliar sus funciones en un futuro cercano y, en general, orientan sus actividades de manera más exclusiva al tema de la asignación.

Latinoamérica, gracias a la asistencia técnica del CERLALC y de la implementación del software RISBN 5.3 para la gestión del registro, lleva una ventaja importante en comparación con lo que ocurre en otros lugares del mundo, sobre todo para las agencias pequeñas. Otra ventaja derivada de la asistencia del Cerlalc es contar con una centralización de los datos de la región y el establecimiento de normas para el tipo y calidad de los datos y su almacenamiento en formatos estándares, lo cual permitirá generar proyectos regionales en donde todos los países se vean beneficiados de la gestión conjunta de esta información.

El diagnóstico que hemos realizado del estado de las Agencias Nacionales ISBN en Iberoamérica ha permitido identificar un conjunto de recomendaciones para mejorar su funcionamiento. Para ello es fundamental realizar un trabajo articulado con el fin de lograr una mayor integración de las agencias, que tenga como resultado una nivelación de las condiciones básicas de prestación del servicio, la transferencia permanente de capacidades tecnológicas y organizacionales y la creación de proyectos conjuntos que generen beneficios para las agencias, den respuesta a los nuevos retos de la industria editorial en la era digital y contribuyan a la circulación del libro en la región.

Entre las recomendaciones que formulamos están:

  • Generar acuerdos básicos a los cuales se adhieran todos los países y según los cuales las instituciones donde operan las agencias de registro, sean públicas o privadas, garanticen las condiciones óptimas tanto a nivel tecnológico como a nivel operativo para su funcionamiento.
  • En los países cuyas agencias presenten eventuales problemas de sostenibilidad se recomienda generar alianzas público-privadas que permitan tener una mejor prestación de servicios o evaluar las posibilidades de transferencia entre organizaciones.
  • Es prioritario que todos los países que utilizan el software RISBN para el trámite del ISBN logren tener instalada la versión 5.3 del programa, ya que esta versión incorpora los estándares internacionales vigentes de manejo de metadatos (ONIX) y la categorización de materias (Thema), lo cual garantiza que no haya problemas a la hora de circular los títulos dentro y fuera de los circuitos comerciales en la región. También facilitará la realización de un catálogo regional de libros en venta.
  • Tanto en los países con mayores capacidades operativas y financieras como en aquellos donde se encuentran agencias más pequeñas es recomendable desarrollar servicios adicionales para los agentes editores con miras a prestar un mejor servicio y generar mayores ingresos.
  • Desarrollar estrategias de promoción de las agencias y sus servicios en el sector editorial, así como mejorar sus mecanismos de comunicación y socialización sobre la importancia y significación del ISBN en el mundo editorial.
  • Crear un proyecto de alcance regional para el fomento de la circulación del libro, mediante un catálogo regional de libros en venta.
  • Evaluar cuáles agencias podrían implementar labores asociadas a data management a partir de la gestión de sus metadatos.

 

 

[1] Información tomada de The Statistics Portal, https://www.statista.com/statistics/288746/global-book-market-by-region/ (consultada el 27 de noviembre de 2017).

Cerlalc y Segib se reúnen con editores de Iberoamérica para dialogar sobre pacto por la libre circulación del libro

 

En el marco de la versión número 31 de la Feria Internacional del Libro de Guadalajara, Marianne Ponsford, directora del Cerlalc y Enrique Vargas, Coordinador del Espacio Cultural Iberoamericano de la Segib, se reunieron con  30 editores de Iberoamérica para escuchar los problemas de circulación del libro en cada uno de los países.

En la reunión, el Centro y la Segib presentaron la propuesta de un pacto iberoamericano para incentivar la libre circulación del libro en la región. Esta propuesta busca que los gobiernos adopten medidas para impulsar la circulación del libro entre países eliminando barreras arancelarias, disminuyendo trámites aduaneros, etc.

Los editores y libreros asistentes hablaron sobre las condiciones de la industria en sus países.  El pacto será propuesto durante la XXVI Cumbre Iberoamericana de Jefes de Estado y de Gobierno “Una Iberoamérica próspera, inclusiva y sostenible” en noviembre de 2018 en Guatemala.

 

 

Una semblanza de Ángela Lago

 

Por: Selene Tinco

Ángela Lago, ilustradora y escritora brasileña, pionera en el libro álbum en Iberoamérica, ha partido recientemente. Esta inquieta artista nos deja su obra, que apuesta por una literatura infantil y juvenil valiente y que explora a través de la gramática visual nuevas formas de narrar.

La artista, reconocida en España, Francia, Eslovaquia y Japón, y con múltiples premios en su país natal, siempre buscó innovar(se) e incluir más al lector en la producción del sentido convirtiéndolo en “coautor”, retos que se impuso desde hace más de 20 años y que nos vuelven a mostrar su faceta pionera.

Su nombre es infaltable en los estudios sobre el libro álbum en Iberoamérica; sin embargo, su obra es poco conocida en los países latinoamericanos de habla hispana, donde los niños casi no la han visto en sus bibliotecas. La principal de las razones tal vez sea el que su obra siempre fue un desafío para los editores, sumado a la poca distribución editorial de autores latinoamericanos de LIJ en el mismo continente. 

Cerlalc presenta pacto político que busca promover el libre tránsito del libro en Iberoamérica

 

El 9 de noviembre, durante la reunión 33 del consejo ordinario del Cerlalc, el Centro presentará ante los representantes de los países miembros y demás asistentes la propuesta del “Pacto Iberoamericano por la libre circulación del libro”. Enrique Vargas Flores, Coordinador del Espacio Cultural Iberoamericano de la SEGIB, y Gonzalo Castellanos, experto en legislación cultural, expondrán los alcances y antecedentes de la propuesta.

La propuesta del proyecto de pacto, que se expondrá públicamente en la XXVI Cumbre Iberoamericana de Jefes de Estado y de Gobierno “Una Iberoamérica próspera, inclusiva y sostenible” en noviembre de 2018 en Guatemala, propone una alianza política que responda a las necesidades del ecosistema editorial en la que los países adopten medidas administrativas que faciliten la exportación e importación de libros.

Para combatir las limitaciones y fomentar la circulación del conocimiento y los bienes culturales, el pacto tiene en cuenta las políticas de comercio exterior, los regímenes tributarios y aduaneros, las medidas arancelarias, las legislaciones que regulan las compras públicas, la producción de contenidos y su publicación en plataformas digitales, las características de los flujos de importación y exportación de cada unos de los países y el mejoramiento de las interrelaciones entre los actores participantes.

Marianne Ponsford, reelegida directora del Cerlalc

 

Ernesto Ottone Ramírez, presidente del Consejo del Cerlalc, firmó la resolución que reelige a Marianne Ponsford como directora del Centro Regional para el Fomento del Libro en América Latina y el Caribe durante dos años, hasta el 1 de octubre de 2019.

Durante su primer periodo como directora, el Centro consolidó su programa técnico desde cuatro objetivos fundamentales: aportar herramientas para la promoción del derecho de autor, contribuir al fortalecimiento del ecosistema del libro, fortalecer las políticas públicas y proyectos para el fomento de  prácticas de lectura y desarrollo de bibliotecas, y contribuir al desarrollo de iniciativas educativas y culturales y de política pública para la primera infancia.

El equipo de trabajo del Centro, para cumplir con los objetivos propuestos, realizó quince acciones de asistencia técnica, trece investigaciones, siete publicaciones entre libros y publicaciones periódicas, y veintitrés eventos.

Tecnologías de la Información y Comunicación, herramientas fundamentales para la promoción de lectura en el aula

 

El 27 de octubre, Stefanny León, coordinadora de formación del Cerlalc, se reunió con 30 docentes y coordinadores regionales de Panamá para conversar sobre el uso de las Tecnologías de la Información y la Comunicación, TIC, en la promoción de lectura y escritura dentro de las aulas.

En la jornada, los participantes compartieron sus experiencias en las aulas y sus dudas con las TIC. Teniendo el contexto presente, León acercó a los docentes al concepto y uso de las Tecnologías de la Información y su valor como herramientas de promoción de lectura. Nuevos formatos, lecturas híbridas, narrativa digital y redes sociales fueron temas centrales del encuentro.

La jornada, realizada como parte de la asistencia técnica que el Cerlalc brinda a los países de Iberoamérica, fue solicitada por el Ministerio de Educación de Panamá. Los coordinadores, elegidos por el ministerio, son replicadores regionales de los contenidos.  

Ferias del libro, ¿cómo se organizan y financian?

 

Por: José Diego González M.

El calendario ferial en Iberoamérica es hoy un calendario nutrido, en el que aparecen ferias que completan incluso más de cuatro décadas de existencia. En una sucinta cronología, este es el origen de algunas, solo algunas, de las ferias que conforman dicho calendario. En 1970 se realiza la primera versión de la Bienal del Libro de Sao Paulo. Al año 1975 se remonta la aparición de la Feria Internacional del Libro de Buenos Aires. Las de Santiago y del Palacio de la Minería, en México, surgen en 1980. En 1982 se celebra la primera versión de la Feria Internacional del Libro de La Habana y, ese mismo año, la Feria del Libro de Madrid adquiere su forma actual, cuando su organización la asume el Gremio de Libreros de la ciudad. De 1987 son las ferias de Bogotá y de Guadalajara. Ya en la década de los noventa nacen las ferias de Lima, Costa Rica y Santo Domingo.

Se trata, en todos los casos, de ferias pensadas para el público en general, orientadas a la venta de libros y que cuentan con programación cultural y académica. Sus fines no son, por tanto, comparables a los de las ferias que están pensadas exclusivamente para profesionales, como ocurre con las de Fráncfort o Londres. Sin embargo, varias de las ferias enumeradas sí disponen tanto de actividades destinadas al encuentro y a la formación de los profesionales del sector como de espacios de negocios (ruedas, salones de derechos, etc.). Son, en definitiva, eventos con un perfil mixto que persiguen objetivos muy similares: fortalecer el mercado del libro, fomentar la lectura y propiciar la confluencia de los distintos actores que conforman la cadena de valor del libro. Al respecto, la Unesco indica: “Las ferias son espacios concentradores que reúnen a compradores y vendedores profesionales de forma periódica, durante un lapso acotado de tiempo (por ejemplo, una o dos semanas cada año o cada dos años). La mayoría están abiertas al público en general. La potencialidad de cada espacio suele estar perfectamente identificada por los actores sectoriales, quienes conocen la modalidad comercial particular en la que se desenvuelve cada una”[1].

A lo anterior habría que añadir que las ferias del libro, especialmente en los países latinoamericanos, no sólo han terminado por suplir las dificultades para acceder a los libros causadas por tejidos libreros precarios y caracterizados por una altísima concentración en las capitales, sino que se han convertido en el único punto de contacto con los libros de una proporción considerable de la población que no suele visitar librerías, ni bibliotecas. Todo esto las ha convertido en actividades de interés cultural para el beneficio de la ciudadanía.

Aunque son muchas las coincidencias entre las ferias del libro que se realizan en la región, en cuanto a perfiles y objetivos, no son pocas, en cambio, las diferencias que surgen cuando se observa la forma como se organizan, gestionan y financian. Identificar estas particularidades constituye un ejercicio de interés, en la medida en que puede conducir a reconocer un conjunto de buenas prácticas que redunde en el fortalecimiento de las ferias de la región en general y, en especial, de las de más reciente creación.

De ahí que el Cerlalc considere relevante hacer una investigación sobre los modelos de gestión y financiación de las ferias de libro de mayor trayectoria, que concluirá con la publicación de un documento en abril de 2018, en el que se espera ofrecer, más que fórmulas intercambiables de un país a otro, un conjunto de elementos susceptibles de adaptarse a las características socioeconómicas y al grado de desarrollo del sector editorial en cada país. Con esto se busca aprovechar y poner en valor la experiencia adquirida por ferias cuya relevancia ha trascendido el ámbito estrictamente nacional para brindar un marco de referencia a los interesados en mejorar las ferias que organizan.

Además de los aspectos estrictamente organizativos, en el documento se explorarán las medidas públicas de apoyo para la organización de ferias del libro existentes en algunos países, las distintas formas de patrocinio mediante las cuales el sector privado apoya la realización de estos eventos y los programas de los que disponen las propias ferias para atraer la participación de otros actores de la cadena de valor como librerías o bibliotecas.

Cabe señalar que no es la primera vez que el Cerlalc busca ofrecer elementos sobre las ferias del libro que puedan ser de interés para los actores del sector. En 2011 se publicó el Manual de ferias del libro, dirigido a expositores y visitantes profesionales, un libro en el que se brindaban desde consejos de orden práctico para la participación en una feria (reserva de espacios, diseño y construcción de los estands, inscripción en las ruedas de negocios, etc.) hasta orientaciones para la negociación de derechos. En el Manual se reflexiona, además, sobre el papel de las ferias del libro como motor para el desarrollo del sector editorial y su profesionalización, así como también en torno a su condición de espacios culturales. Su consulta resultará, sin duda, de interés para todo el que quiera introducirse en el tema.

[1] Políticas para la creatividad. Guía para el desarrollo de las industrias culturales. París: Unesco, 2010.

 

 

LIBER en su versión 35

 

Bogotá, 05 de octubre de 2017

En el marco del LIBER, Marianne Ponsford, directora del CERLALC, se reunirá con varios editores de Iberoamérica para discutir cómo mejorar la circulación del libro entre España y América Latina. Del 4 al 6 de octubre, Madrid acogerá la versión número 35 del LIBER. Este año, Argentina será el país invitado. La versión 2017 estará centrada en los contenidos digitales, los nuevos editores y la propiedad intelectual. El LIBER es uno de los eventos más importantes dedicados al libro en español y el principal centro de negocios e intercambio profesional en Europa.

La Feria Internacional del Libro de España abre un espacio para que editores, autores, libreros, distribuidores y bibliotecarios, especialmente de libros en español, conozcan nuevos mercados internacionales. Este año, el LIBER espera ser visitado por negociantes de 600 asistentes de 80 países diferentes.

 

Foto tomada de la página web IFEMA